Diseño

Una impresora a café

A todos nos cuesta arrancar el lunes, y pocos podemos hacerlo sin nuestra dosis de cafeína diaria. La “Coffee Drip Printer” es un proyecto del profesor Ted Kinsman, que trabaja en el area de arte y ciencia del Rochester Institute of Technology.

Armado con una impresora, una placa Arduino y el resto del café del día, logró construir este prototipo que imprime en alrededor de una hora pequeños retratos de 80×100 píxels con 53 tonos diferentes de café (dados por la diferencia en el tamaño de las gotas). Se aprecian mejor a la distancia, pero los resultados, como pueden verse en el video, son bastante fieles al original (y las gotitas suspendidas en el papel son fascinantes).

 

Anterior post

Inktober, por Paul Yanque

Siguiente post

Bert Danckaer: Composición.

CCH

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.