POSCO1

 

A veces, cuando un sueño se cruza con con otro, surgen cosas inesperadamente geniales. Gastón Greco se mudó hace un par de años de su natal Resistencia, Chaco, a Buenos Aires a estudiar arquitectura, y en el camino se encontró con una pasión: hacer zapatillas.

De esta pasión nace POSCO, una marca que tiene como objetivo crear calzado cómodo, funcional, de impecable calidad y con mucha, pero mucha onda. POSCO significa “En búsqueda de la comodidad”, que se convierte en ambos nombre y razón de ser de una marca que llegó para quedarse. Es el ícono de une nueva generación que busca respetar y continuar las tradiciones en búsqueda de un mejor futuro, tomando prendas clásicas y pensándolas para el uso urbano contemporáneo.

Su historia refleja las ganas de emprender de Gastón, que a pulmón y de cero aprendió hasta el más mínimo detalle de cómo hacer una zapatilla. Paseó por fábricas, descubrió qué era una horma o cómo se montaba el calzado para lograr el producto perfecto. Mucho tiempo de prueba, error y aprendizaje lograron zapatillas de excelente calidad, de esas que podés estar seguro te van a acompañar durante mucho tiempo.

La primera colección fue en colaboración con el chaqueño Milo Lockett, que intervino una serie de zapatillas de lona con sus dibujos, dándole a la marca un auspicioso puntapié inicial para arrancar con todo.

Hoy en día la línea, por ahora exclusivamente de hombre, cuenta con 5 modelos con diseños clásicos hechos en cuero de vaca o gamuza y gruesas suelas de goma, ideales para usar a diario y llevarlos por donde sea. Es el espíritu del Chaco y la pasión de su creador que se transmite desde cada par, con detalles como una suela más alta de lo habitual para despegarte del piso y protegerte, para que no te de miedo andar por donde necesites.

Y además ya falta poco para el lanzamiento de una línea para mujer, delicadas pero siempre resistentes, con modelos exclusivos, colecciones en colaboración con grandes diseñadores argentinos y toda la onda.

Así que mientras las chicas esperamos (ansiosas), los hombres ya pueden hacerse de sus POSCO. Las consiguen en Bolivia, tienda Fitzrovia, Dionysos en Rosario, Haus, Rocky Point  o por Facebook. A usarlas mucho se ha dicho, a ver si los acompañan a ustedes también a perseguir sus sueños.

 

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...