Directamente en frente al mar turquesa de Tulum se encuentra Casa Malca, una estructura de lujo que fue descubierta en el 2003 después de haber estado desierta por una década.

La espaciosa villa es una casa como ninguna otra, no solo porque presenta habitaciones espaciosas que se intercalan con obras de arte contemporáneo, como murales con piezas de Keith Haring, Basquiat y esculturas de KAWS (todo cortesía de su dueño, el galerista Newyorkino Lio Malca), tampoco por la vegetación selvática que la rodea, o por su edificación eco-friendly.

Lo más intrigante de este hotel es su supuesto origen. Dicen, aunque no hay rastros de papel que lo comprueben, que en su momento esta mansión fue una de las tantas casas de Pablo Escobar, el capo narco más conocido del mundo.

Son en total 35 las habitaciones que pueden alquilarse, 9 en la casa principal y otras 26 alrededor de la propiedad. La decoración es ecléctica, mezclando color, contornos y lujo con piezas minimalistas y otras de estilo.

 

 

Anterior post

Coach x Keith Haring

Siguiente post

Earth to Earth, viajar a cualquier lugar del mundo en menos de una hora

CCH

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.