Entre las piezas del artista callejero francés Mantra nos encontramos con una serie de murales que engañan al ojo, en los que las fachadas de edificios comerciales y residenciales se convierten en vitrinas de las mariposas más grandes que hayas visto.

Pintadas por las calles de España, Austria, Francia y Bogotá, su trabajo y el nivel de detalle para realizar tanto el especimen como su sombra y el cuadro que lo “contiene” vale bien la pena a la hora de mirar las paredes cuando estemos de viaje. Estas piezas son del último año, pero no dejen de pasar por su Facebook para conocer mas de su trabajo.

 

 

 

Anterior post

Murales en birome por Olivia Kemp

Siguiente post

Feria Masticar de Primavera

CCH

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.