Moda

El invierno de Dubié es encantador

 

Ya se los presentábamos el año pasado con su colección para la primavera-verano, el paso casi consagratorio de una de nuestras marcas favoritas del mercado local. Dubié es hoy en día la portavoz del extrañamente llamado «slow fashion», en el que las prendas se destacan por su atemporalidad y gran calidad. Somos curiosos, no pudimos con nuestro genio y nos dimos una vuelta por el local de República de la India para conocer la nueva colección para este invierno. Es amor.

La marca de los básicos de lujo va creciendo temporada a temporada a pasos agigantados, con pocas equivalentes locales y sin mucho que envidiarle a grandes diseñadores internacionales como Alexander Wang, con el que encontramos mucho en común en su estilo minimalista y amor por el sportswear. Para esta temporada la nueva colección parece un ensayo sobre telas, uno de los fuertes de la firma y confiesa obsesión de su diseñadora, Agustina. El viaje que les tocó hacer a París para exhibir su colección en la presentación de los nuevos talentos de nuestro país bajo el LFW sirvió como excusa para visitar ferias y enloquecerse con sedas, cueros, lanas y algodones que son más que una caricia al tacto y forman gran parte de la nueva línea, junto con hallazgos vintage con susurros de historias pasadas. El confort sigue siendo el principal objetivo y Dubié lo logra como ninguno.

En esta oportunidad la línea es un poco más acotada, pero no por eso menos completa. Cada una de las prendas básicas necesarias para el guardarropas perfecto de invierno sigue estando en los percheros de la marca, esta vez, con siluetas holgadas que se despegan un poco más del cuerpo. La colección se inspira en la ropa de trabajo y usa sus recursos para quebrar las líneas de las prendas clásicas, incorporando detalles del workwear para darle carácter a piezas aptas para el día tanto como para la noche. Para este invierno la sastrería se ablanda acompañando al cuerpo, los hombros se caen y la sisa se alarga.

Los pantalones son el punto de partida y abundan en esta nueva colección, los hay de cuero con detalles gamuzados, de algodón con cintura elástica y comodidad de sobra, y de seda, con paneles transparentes que se convierten en el acento recurrente en diversas piezas de la colección, resurgiendo en espaldas de vestidos, tops recortados y hasta en los zapatos más delicados. El hit de esta temporada es sin duda el buzo, elevándose del sportswear a partir de telas como la seda, lana de llama y cuero, y convirtiéndose en el complemento ideal de cualquier outfit invernal. Y debo sumarle una favorita personal: la camisa con gemelos de cuero que finalmente hace accesible a las mujeres una clásica prenda masculina.

La paleta se hace fuerte en el azul marino, un clásico de los uniformes de trabajo, complementándose en el negro, un poco de blanco, bastante de bordeaux y acentos en el rosa más delicado que parece casi un capricho mezclado entre tanta oscuridad. Los accesorios retoman esta paleta en mocasines, zapatos de taco midi y botas de caña baja con líneas en contratono para darle mucho carácter a cualquier conjunto. Siguen presentes sobres, esta vez en versión maxi, y mochilas de cuero, un clásico moderno.

Somos fans, lo reconocemos. Es que cualquier marca que nos ofrezca prendas que, si fuera por nosotros, usaríamos todo el día, todos los días, es merecedora de nuestra admiración. Eso, sobre todo, es Dubié.

 

Anterior post

Black Out Poetry

Siguiente post

STREAM: Coachella 2013

CCH

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.