EntrevistasGourmet

Entrevista a Mona Gallosi, ícono de la coctelería argentina y creadora de Puente G

En el marco de la #TemporadaSpritz, tuvimos la oportunidad de entrevistar a Mona Gallosi, una de las referentes de la coctelería argentina y de las primeras en hacerse un nombre detrás de la barra. Actualmente dividiendo su tiempo entre su proyecto multicultural Puente G,  sus trabajos en radio y televisión, siendo embajadora de marca y criando a su hijo, se tomó un momento para contarnos sobre su camino en el rubro y aprovechamos para preguntarle sobre coctelería, feminismo y más.

1) ¿Quién es Mona Gallosi?

Si tengo que hablar en tercera persona soy una marca registrada que se dedica a la coctelería y que está relacionada a la gastronomía.

Si hablo en primera persona, soy madre, esposa, una apasionada en la mixología, creadora de Puente G y de momentos especiales relacionados a la coctelería. Una mujer que hace 22 años se abrió camino en un ambiente machista sin perder nunca su femeneidad, pudiendo levantar la bandera de las mujeres detrás de barra tanto para ella como para las demás.

2) ¿Cómo llegaste a la coctelería?

Aunque creo en las causalidades, llegué a la coctelería de casualidad. Desde jovencita pululeaba por las barras. A los 17 años trabajaba en los veranos en Cipolletti y los fines de semana como camarera o en eventos. Cumplí 18 y empecé a trabajar detrás de barra . Cuando me vine a vivir a Buenos Aires, esa fue mi herramienta de trabajo: trabajaba en gastronomía por las noches limpiando mesas, me convertí en camarera y después en cajera. De la caja a la barra era literalmente solo un paso, así que era bartender y cajera, hasta convertirme en manager y bartender de un restaurant donde trabajé 11 años. Ese fue mi primer trabajo fuerte que me dio identidad en la coctelería.

https://www.instagram.com/p/BnUAqa1nzmH/

3) ¿Cuál es tu trago favorito? ¿Por qué?

En realidad no tengo un solo trago preferido. Hoy puedo decir que el Aperol Spritz es el cocktail que elijo para tomar fácilmente en diferentes horarios porque no tiene tanta graduación alcohólica y es refrescante. Además, después que fui mamá cambiaron mis gustos un poco, las necesidades y la resistencia a las bebidas fuertes, por eso es un cocktail que puedo disfrutar sabiendo no me va a doblegar.

4) Contanos sobre Puente G, ¿qué lo diferencia de un bar? ¿Qué buscaste al crear tu propio espacio?

Puente G fue un sueño, un proyecto y una necesidad. Un sueño que fui mamando por muchos años. Un proyecto que se fue haciendo realidad con muchos palos en la rueda y donde tuve que volver a empezar (en el primer proyecto de Puente que no era Puente G me estafaron). Y una necesidad por tener un espacio para desarrollarme, para que mis colegas también lo hagan y puedan suceder cosas sin que a ellos les pongan palos en la rueda. Como trabajo mucho dando clases y en eventos coporativos, pasaba que si yo era la bartender los clientes debían pagar el doble, un canon o terminaban por no dejarme trabajar porque el bartender era otro. Entonces pensé en un lugar donde yo pudiera abrir camino para esas necesidades, donde tanto yo como mis colegas pudiéramos llevar a cabo nuestros propios eventos.

Por otro lado, es un espacio académico, cultural y gastronómico donde trato que todo eso se una bajo el concepto de Puente G: «conocimiento a través del disfrute».

Además, hay una unidad de negocio que es fuerte para mantener la estructura (porque es un lugar grande) que son los eventos corporativos o sociales donde hay lanzamientos de productos y/o de distintos tipos de marcas como bebidas, indumentaria, etc.

5) Siendo una de las referentes detrás de la barra, ¿cómo ves a las mujeres en esta profesión?

Estoy muy orgullosa de lo que sucede detrás de barra o de las barras en Buenos Aires, Argentina y a nivel global. Lo que siento con mis colegas es que hay una inquietud más grande: tenés bartenders que son científicas, de alta gama como Inés De Los Santos, bartenders que son emprendedoras como lo soy yo, bartenders que se dedican a estudiar botánica para sacar los extractos de las frutas y de los vegetales para después desarrollar productos innovadores y mezclarlos con las bebidas alcohólicas, mujeres que detrás de barra hacen esculturas con hielo. Estoy orgullosa porque hay de todo. Podés encontrarte con muchos aparatos también, pero me parece que las bartenders somos mujeres inquietas, multifacéticas, prolijas, creativas y que tampoco somos celosas de nuestro trabajo, dando espacio a otras para que se sumen.

https://www.instagram.com/p/BnJo9JBBFVE/

6) En verano, o para los días de calor, ¿preparaciones dulces o amargas?

En verano sí o sí preparaciones amargas. El dulce es dulce y es rico, pero no significa que esté bueno realmente porque muchas veces lo dulce termina tapando lo bueno. Por eso yo voy por las preparaciones amargas y equilibradas o secas y equilibradas, y si va a tener algo de dulce que sea poco y equilibrado, eso es importante.

7) ¿Y cómo entran los espumantes en la mezcla?

Creo que los espumantes hoy tienen mucha vigencia en la coctelería, como también lo eran hace 100 años atrás o 50. El espumante mezclado es un gran recurso para cócteles simples pero que tienen complejidad en sabor.

8) ¿Se puede preparar un trago decente tan solo con dos ingredientes? Por ejemplo, jugo y alcohol. ¿Hay alguna técnica para blendearlos mejor?

Creo que se pueden preparar cócteles con dos ingredientes. La idea, o lo que uno tiene que tenerse en cuenta, es cuáles son esos dos ingredientes. Tal vez no son jugos y son dos botellas alcohólicas, o algún destilado, o un aperitivo y alguna bebida carbonatada. No tiene que ver con la cantidad de ingredientes que uno pueda incorporar en un cocktail. Muchas veces la simpleza del mismo habla mucho más expresivamente en la parte aromática, o en la de sabor.

9) ¿Cuáles son tus próximos pasos?

Estoy trabajando en dos radios, Metro y (desde hace casi 13 años) en radio Con Vos. Soy embajadora de una marca (Aperol Spritz) que adoro y represento. Tengo Puente G. Hago asesoramientos a bares y restaurantes. También me convocan de programas de televisión. La verdad es que hago muchas cosas y me divido. También tengo ganas de estudiar dos cosas: dirección de arte fotográfica, ya que dirijo todas las fotos que hago en relación a coctelería y me gustaría tener tiempo para estudiar y ser un poco mejor; y otra cosa que me encantaría estudiar sería para perfumista, pero en este país (Argentina) para eso tenés que tener la carrera de química y física y yo no estudié eso, estudié diseño de indumentaria, entonces debería viajar. Pero, como tengo a mi hijo pequeño como mi prioridad, mi próximo paso por ende es criarlo a él.

 

Anterior post

El acto de Caminar & la Creatividad

Siguiente post

adidas Originals lanza nuevas versiones de Nite Jogger

Y

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.