Arquitectura

La arquitectura futurista de los casinos

Durante décadas, los casinos han sido asociados al glamour y al alto standing, donde también existen riesgos y aventura. La cultura popular ha retratado a la perfección esta vida de lujo, comodidad y adrenalina en numerosísimas películas, novelas y musicales. Basta recordar, por ejemplo, las aventuras de James Bond, el mítico personaje creado por Ian Fleming en 1953.

Dicho esto, otra gran influencia en la cultura popular en cuanto a los casinos es, sin duda, la arquitectura. Grandes salones, mezcla de materiales y diseños extravagantes son algunos de sus detalles más atractivos. La realidad es que los principales resorts de casinos del mundo saben tomar riesgos, y las empresas gastan mucho dinero en diseños ingeniosos e innovadores. Si bien la idea de los casinos puede parecer antigua, cada día se construyen nuevos edificios con estilo futurista. 

A pesar de la popularidad del poker online, los edificios de los mejores casinos se encuentran en su máximo esplendor. Repasemos algunos de los lugares más exclusivos del mundo. Pero ¿por dónde empezar?

El casino Le Seyne

El casino Le Seyne, ubicado en el sur de Francia, tiene una construcción fascinante. Está cerca del agua, y posee un diseño que se asemeja a los antiguos astilleros, muelles y almacenes que alguna vez estuvieron allí. Esta antigua ciudad de construcción naval ofrece uno de los mejores casinos del mundo. Desde una perspectiva visual, es ancho y bajo. La geometría del lugar, por lo general, es bastante simple. Al acercarse, es posible notar que algunos de sus lados son de vidrio.

Su ubicación es excelente, ya que está entre un puerto deportivo activo y un nuevo parque público. Una verdadera joya con firma europea.

©Jose Pampin

Hotel Rivera y Casino Complex

Las noches uruguayas tienen algo especial aquí. El hotel Rivera, junto a su Casino, se ubica en el corazón de la ciudad fronteriza de Rivera, cerca de la ciudad brasileña de Livramento.

El complejo cumple tres propósitos muy claros: renovar el edificio ya existente, unirse a él e incorporar un teatro. Para lograr estos objetivos, el diseño completo conecta sus aspectos más contemporáneos con los más antiguos. 

Allí dentro, existe la posibilidad de caminar por estas dos áreas tan distintas, pero de alguna manera, unidas. La conexión se da a través de un pasillo transparente suspendido a unos pocos pisos sobre el nivel de la calle. ¡No te lo puedes perder!

Valle del Limari y el Hotel Ovalle

En esta bella región chilena es posible encontrar una gran variedad de producción de vinos, un pequeño oasis dentro del valle. Sin embargo, los antiguos pueblos oriundos del lugar hicieron sus casas a lo largo entre sus colinas y sus mesetas. Precisamente, esta fue la imagen con la que trabajó el proyecto del Hotel Ovalle. Su diseño es monolítico y da la impresión de que las habitaciones y los pasillos fueron tallados en la piedra gris que comprende gran parte del edificio. Y a pesar de sus raíces antiguas, de tradición indígena, la propuesta es de corte contemporáneo.

El hotel se distingue por su revestimiento de metal, inspirado por la cultura diaguita, y por sus formas geométricas. Dentro del hotel se encuentra el spa, con una serie de volúmenes cerrados dispuestos a lo largo de 75 metros. En estos bloques se encuentran las piscinas climatizadas. Hay, además, tratamientos corporales y otros usos similares, que se completan al final con la piscina al aire libre. Otro factor de gran interés de este complejo es el museo de arte diaguita, característico de la región del norte de Chile y Argentina, respectivamente.

Costa Brava Gran Casino

Este complejo se ubica en Lloret de Mar, España, al noreste de Barcelona, a lo largo de la costa. El foco de los arquitectos fue la temática ambiental. Es por eso por lo que el casino está construido como una gigantesca losa de granito que emerge naturalmente del suelo y logra elevarse hasta la zona más desarrollada de su entorno. En la parte posterior, y en los techos, hay un jardín que minimiza la interrupción de la naturaleza. Frente a la calle está el vidrio del exterior de la planta principal del casino. Pero este se extiende, sobre todo, bajo la tierra.

Casino de Montréal

Ubicado en una de las ciudades más bonitas del mundo, el Casino de Montréal de Canadá tiene una edificación extraña y de difícil descripción. En 1967, se construyó este original edificio para la Exposición Mundial de aquel año. Tras varias renovaciones, finalmente, adquirió el aspecto necesario para convertirlo en un espacio contemporáneo de lujo.

El casino se destaca por sus salas curvas y redondeadas, como así también una escultura en el exterior. El núcleo principal se compone de áreas centrales de cierta circularidad. Ocupan, además, varios pisos junto a espacios públicos adicionales.

Todos estos espacios destacan por sus diseños únicos. No todos los casinos fueron construidos en el mismo tiempo histórico ni tampoco pertenecen a las mismas culturas. Por esta razón, algunos comparten o difieren en sus características principales. Pero sin dudas, ¡la arquitectura no deja de sorprender!

Anterior post

Chaos Theory, por Mercedes Helnwein

Siguiente post

Luz Martí: "Extrange Feet"

CCH

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.