ModaMúsica

Saint Laurent Music Project

 

Los emascarados Daft Punk son los últimos en subirse al tren del curioso Saint Laurent Music Project, una colaboración entre Saint Laurent Paris y diferentes artistas del rubro de la música que ya ha logrado polarizar al mundo de la moda entre adeptos encantados por el nuevo giro que dio la casa parisina, y detractores que aseguran el mismísimo Yves estaría rodando en su tumba.

Desde que Hedi Slimane, director creativo de la marca hace poco más de un año, tomó el mando del barco Saint Laurent, se dedicó a generar cambios profundos en la marca, buscando revitalizarla y darle una inyección de juventud y hasta un poco de rebeldía. Arrancó por el cambio de nombre, no sin cierta resistencia, siguiendo con un rebranding que modernizó desde las gráficas hasta el look and feel de las prendas, en una colección boho-chic para su primer edición, y una secuela con mucho grunge, medias de red e indignación de los críticos.

Sin inmutarse, el diseñador se anima al mundo de la música, que no le es ajeno habiendo diseñado el vestuario para shows de máximas estrellas de rock como David Bowie, Mick Jagger y los Libertines, y como evidencia su longevo proyecto «Rock Diary», donde fotografía a diferentes figuras musicales en el escenario. Y este nuevo emprendimiento no logra menos que emparentar dos mundos que nunca están muy alejados, y democratizar la alta costura, haciendola accesible y mostrándola con una nueva luz. Courtney Love, Marylin Manson, Kim Gordon y Ariel Pink forman también parte de esta nueva iniciativa, que además incluye a la nueva promesa Sky Ferreira en las fotos del último lookbook de la marca.

Así, encontramos a Daft Punk enfundados en las clásicas «le smoking» cubiertas en lentejuelas, a Love con lo último de la colección AW 2013 de la marca, a Gordon con diferentes prendas vintage de su propio guardarropas y a Manson y pink con la signature 101 biker jacket, la campera de cuero por excelencia de la marca.

¿Es pecado amar lo nuevo de Saint Laurent? ¿La alta costura debe quedar en el imaginario del público especializado, intocable, etérea, impoluta? Aparentemente ya todos nos olvidamos que en una calurosa tarde de mayo del ’71, el mismísimo Yves vistió de blanco a los rebeldes Mick y Bianca Jagger para su boda en Saint Tropez. Claramente esto de que (Yves) Saint Laurent tiene rock no es nuevo, así que hagamos silencio y subamos el volúmen, que este nuevo proyecto tiene onda de sobra.

 

Anterior post

BA Street Photo by Manu Chavez

Siguiente post

La Real:Feria de Arte

CCH

Sin Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.